Entrada etiquetada ‘josé’

La Eterna

07

02 2010

Como una sombra, resurgió de aquel antiguo local de la Guerrería.

José, artista vidriero, me había comentado días atrás, que en su almacén había visto, en días luminosos, los restos de una “holandesa”. La búsqueda la iniciamos un sábado, después de desayunar en el Café Antic. Abrimos la puerta y después de acostumbrar los ojos a aquella oscuridad, apareció ella, con su inconfundible cola blanca marcada por antiguos dueños.

Ya en mi taller, la holandesa, era desmontada, aseada y guardada, en espera de su turno.

Pasó el tiempo (uf!) y fue  Silvia Riutort la que volvió a recordarme la existencia de ELLA. Silvia necesitaba urgentemente una nueva compañera, la actual estaba en las últimas. No era cualquier cosa lo que pretendía, habría de ser práctica, cómoda, ligera y lo más extraño, debería ser vieja.

Entonces ELLA volvió a resurgir de su letargo, se sacudió el polvo acumulado y empezó a tomar forma. Todas sus piezas fueron colocándose en su sitio hasta que se completó el proceso y ahí estaba, flamante y envejecida. Ya sólo faltaba un detalle, su nueva compañera… Silvia y la Eterna.

¿Y cómo son ellas…?.

04

02 2010

La evolución, que es sabia, lo coloca todo en su lugar. En la primera experiencia que tienes con ellas, comienzas con ideas standard sobre sus formas, la altura ideal, sus líneas, su peso y si le gustará a tus amigos. Con el paso del tiempo te gustaría que tuviese más de aquello, menos de esto y el neo-barroco comienza a vislumbrar una etapa gloriosa en tu vida social, llena de accesorios inútiles y banales. Vuelve a pasar el tiempo (uf!) y un buen día sales del trabajo y te das cuenta que ella se ha ido con otro. Quedas con cara de bobo ya que no sabes que hacer ni donde ir sin ella. Con resignación y rabia, después de tantos caminos recorridos, te planteas una nueva relación, porque sin ellas no puedes vivir. Pero esta vez será diferente y no caeré en los mismos errores. ELLA será sencilla, ligera, atrevida y sobre todo bella, muy bella.
Os presento a Bea.