Pasar por Blanquerna

Me preguntaba Cuqui San Juan… ¿las bicicletas son para el invierno? –Puesssss…, le dije yo. Todo depende de los gustos y ganas que tengas de cabrearte, estresarte, desesperarte, agobiarte, marearte… arte, arte, arte… durante esta época.

El invierno es un tiempo ideal para circular en bici por la ciudad, sobre todo en una como la nuestra. Puede sorprender lo que digo, pero la tranquilidad con la que llegas a todos los lados es mayor que el frío que puedas pasar.

Cuando sales por la mañana, la sensación del aire en la cara y tu cuerpo moviéndose a ritmo descansado, es indescriptible. En dos minutos comienzas a despertar y tus músculos se esponjan corriendo la sangre caliente entre ellos. Los almendros, ahora en flor, te saludan por la derecha y te dejan respirar el oxígeno que han estado fabricando durante toda la noche. Ostras… el futuro hospital!, se avecina una pasarela con una cuesta para poner a prueba los cuádriceps femorales. Pero como todo lo que sube baja, comienzas el descenso hacia Ciutat por el relajado carril bici de la carretera de Valdemossa. Aquí el frío ya es historia, y la sensación, de ver a todos los coches atascados a las 9 h. de la mañana en la M-20 (según Munar) y en la rotonda del Ocimax, es tremenda.

El clímax de la ruta llega cuando entras en Blanquerna, es alentadora la sensación de ver como peatones, bicis y coches se entienden en este recuperado espacio urbano. El otro día hasta creí oír el canto de unos pajarillos. El final del viaje es el Paseo Mallorca y todo ello en unos miserables 17 minutos desde Son Sardina, con frío y a veces con lluvia.

No lo cambio por nada. No.

Acerca del autor

Domiciano Brezmes de León

Otras entradas por

Sitio web del autorhttp://www.domibrez.com

19

02 2010

3 Agregá los tuyos ↓

El comentario superior es el más reciente

  1. martus #
    1

    Este año me la compro, con tus descripciones apetece, eso si antes tendré que cambiar de casa para ver lo que tu ves, o por lo menos algo apetecible, y es que yo ese almendro solo en la foto.

  2. David C.G #
    2

    Yo pienso igual las bicicletas son para todo el año, hace dos años tome la decision, me tocaba jubilar el coche y decidi prescindir de el, y la verdad no me arrepiento , ahora con la gasolina que me gastaba en un mes me compre la bici y creo que ya esta amortizada de sobra, cada dia la uso para mis desplazamiento a palma y a pesar de que me toca bajar desde el final de Aragon plas en 15 minutos en plaza españa, ni el autobus va tan rapido, recuerdo mi epoca prebici calculo que tardaba 30 minutos mas el gasto del aparcamiento y el cabreo en general por los atascos etc, la verdad es que no lo cambiaria ahora por ningun coche.

  3. Warp #
    3

    No pude entender por qué criticaban tanto en su momento la peatonización de Blanquerna.

    La primera vez que la vi terminada fue antes de Navidad, con mi pareja, cada uno en su bici, y no pudimos menos que maravillarnos con lo fantástico que había quedado.

    El caos horrendo de las dobles filas, cientos de coches mal aparcados, furgonetas descargando se ha ido, ahora hay paz, sosiego, paseos y bicicletas.

    Conquistado -en parte- el carril bici, falta conquistar el aparcamiento vigilado. Es lo que echa para atrás a mucha gente. Yo puedo dejar la bici segura tanto en mi oficina como en casa. Pero muchos no pueden hacerlo. No me extraña que duden.